Cuando uno tiene su vida establecida , sigue su ruta para ir al trabajo , compra el pan en la misma tienda todos los días , pasea por el mismo parque o baja a tomar cervezas al mismo bar , es fácil que se encuentre a las mismas personas , no es así para un hombre que cada día cambia de destino , que cada paso es en un sitio diferente , muchas veces la mayoría de las personas que conozco en el día simplemente me ignoran , otras escuchan mi historia impasivos pensando que tanta imaginación puede tener un hombre con barba de una semana y una muleta , otras muchas veces puedo pasar días sin hablar con nadie , solo como la una , pero cuando un día alguien te regala de sorpresa sin conocerte de nada una sonrisa o un regalo desde dentro del corazón ese día la satisfacción que me inunda es mayor que la pureza de un océano , fue en el aeropuerto de Busan esperando el vuelo que me llevase a la isla de Jeju sentado en la mesa de una cafetería tomando una coca cola cuando de repente una jovencita camarera me trajo una bolsa repleta de Donuts diferentes y un batido especial , sorprendido le dije que se había equivocado en la orden , pero no fui así , un detalle generoso , es para ti para tu vuelo para que tengas un buen viaje y sigas tu camino , así hay gente en este mundo , así es mi camino , no se ha quien voy a conocer hoy ni si quisiera se a donde voy a ir mañana lo que si es que cada día que me levanto en algún lugar del mundo alguien esta dispuesto a hacer la vida mas bonita a los demás .